top of page
  • Writer's pictureDiana Milena Lopez Avila

La isla del encanto

Updated: Mar 21, 2023


En 2013, mi papá y yo habíamos planeado un viaje a Puerto Rico, recuerdo que habíamos planeado ir a San Juan y Ponce, por aquello de la Sonora Ponceña. Finalmente, por motivos familiares no pudimos ir, pero quedó en el top de mi lista de lugares que quería visitar. Así que para escaparnos un poco del frío de DC y conocer un lugar que desde hace rato tenía ganas de visitar, decidimos ir unos días a Puerto Rico.


Estuvimos solo dos días en San Juan y luego fuimos a Culebra. En San Juan nos quedamos en un Airbnb por Condado, super cerca a la placita de Santurce y calle Loiza, lugares donde hay una gran opción de restaurantes y bares. En calle Loiza encontramos un restaurante que nos encantó, se llama Azucena. Acá probé los tostones de pana, que me fascinaron. Además tiene unas croquetas de langosta, una delicia. En calle Loiza también encontramos un sitio super chévere para bailar salsa, se llama Piso Viejo. A Santurce habíamos planeado ir a nuestro regreso de Culebra, pero justo era un lunes y los lunes la mayoría de los restaurantes están cerrados.



En el viejo San Juan, caminamos desde la Plaza Colón hasta el Castillo San Felipe del Morro. Durante el recorrido encontramos calles de casas muy coloridas, muy al estilo de ciudades como Cartagena (Colombia) o Antigua (Guatemala). Además, el recorrido a lo largo de las murallas es muy lindo. El viejo San Juan vale la pena recorrerlo sin ruta fija, sino dejándose llevar por el instinto y el azar. En el viejo San Juan descubrimos un sitio pequeñito pero donde venden un café delicioso, se llama Filtrado.



Después de San Juan, fuimos a Culebra. Para ir a Culebra tomamos un taxi de San Juan a Ceiba, que es donde está el ferry que lo lleva a uno a Culebra. La verdad no es claro cómo funciona lo de los tiquetes para el ferry. Yo había intentado comprar los tiquetes del ferry con anterioridad pero por un lado, los tiquetes de marzo solo están disponibles a partir del 1 de marzo y en la página web solo hay disponibles un número límitado de tiquetes, así que no lo conseguí. Así que mi plan era llegar a las 9:30am a Ceiba para comprar tiquetes para el ferry de las 11am. A Ceiba llegamos sin problema pero cuando fuimos a comprar los tiquetes, nos dijeron que ya no habían para ese día. Yo le expliqué a la chica que ya teníamos reserva, etc. y finalmente nos los vendieron mostrando nuestra reserva del hotel en Culebra. El ferry no estaba lleno, así que no entiendo cómo fijan los cupos de los tiquetes que venden. Lo imporante fue que logramos llegar a Culebra. Eso sí, uno tiene que ir preparado para la marea y el mareo jajaja.


Culebra es un paraíso. Las playas son súper lindas. Nosotros estuvimos el primer día en playa Flamenco y el seguno en playa Melones. Nos quedamos en un hotel que se llama Villa Boheme, muy agradable y con una linda vista. Playa Flamenco es para descansar y tomar el sol. Playa melones es para nadar y hacer snorkle. Eso sí, los lunes la mayoría de las compañias de turismo están cerradas, así que nosotros nadamos por nuestra cuenta. En Culebra encontramos dos restaurantes que nos gustaron mucho, Dinghy Dock y la Cocina de Nina, la Cocina de Nina es de los pocos restaurantes que están abiertos los domingos. El mofongo en la Cocina de Nina estuvo delicioso, de hecho era duofongo porque estaba hecho a base de plátano verde y plátano maduro.





En definitiva, Puerto Rico nos encantó y esperamos volver pronto. Esta vez a Luquillo.











43 views0 comments

Recent Posts

See All

Comments


bottom of page