top of page
  • Writer's pictureDiana Milena Lopez Avila

Street art y buena comida en Bogotá


A finales de febrero de 2020 salí de Bogotá, sin imaginar que una pandemia llegaría. Cerca de dos años despues volví para pasar navidad con mi familia y mostrarle un poquito de Colombia a mi novio. En Bogotá aprovechamos para ir a la Puerta Falsa, comer ajiaco, tamal y oblea, así como hacer un graffiti tour por la Candelaria. Fuimos a almorzar una comida de mar deliciosa en la Plaza de Mercado de la Perseverancia y claramente, no podíamos dejar atrás para probar las delicias de mi mamá, envueltos, changua y muchas cosas más.


Yo desde hacia mucho tiempo tenía muchas ganas de hacer le graffiti tour. Nos pareció súper chévere. El recorrido dura aproximadamente dos horas, el guia explica my bien la diferencia entre tagging y street art y lo que cada uno quiere mostrar, así como el estilo y técnica de los diferentes artistas. Yo aprendí bastante y ahora creo que cuando camine por Bogotá me voy a fijar más en esos pequeños detalles que andan por ahí en las parades de las casas, en las rejas o en los postes. La verdad aprendimos un montón y quedamos muy contentos. El tour lo hicimos con Bogota Graffiti Tour (los recorridos son en inglés).


En la Plaza de la Perseverancia fuimos a almorzar a La Esquina de Mary, la del famoso "Rompe Colchón" en la serie Street Food Latinoamérica de Netflix. Una comida de mar absolutamente deliciosa. Yo pedí un encocado de camarones que estaba absolutamente delicioso y mi novio se pidió una mojarra frita. Todo súper rico. Eso sí llegamos a las 12 en punto para poder coger mesa.


En la Candelaria caminamos por el chorro de Quevedo, la Plaza de Bolívar y claramente, no podíamos dejar de ir a La Puerta Falsa.



Aprovechamos para que mi mamá nos consientiera con sus delicias, aunque nos quedaron faltando bastantes nos dimos gusto con un delicioso ajiaco y una extraordinaria changua.




Y para finalizar, terminamos nuestra visita a Bogotá con un delicioso cafe de Libertario.



En definitiva, fueron unos días maravillosos en Bogotá. Me gustó mucho que todas las personas usan tapabocas y a pesar de que he escuchado que la inseguridad en Bogotá se ha incrementado, a nosotros nos fue muy bien y no nos sentimos inseguros o con desconfianza, eso si me pareció que las calles de Bogotá están vueltas nada.





Recent Posts

See All

Comments


bottom of page